Una rata con 3 testículos… ¿o no?

Una rata con 3 testículos… ¿o no?

Estefanía tuvo que operar hace muy poquito a una ratita que había venido a nuestra clínica veterinaria en Cáceres. Vino por un bultito que le había salido al lado de un testículo. Y es que parecía que la rata tuviera 3 testículos. Pero… ¿Es eso posible?.

Por poder, puede, pero raro sería un rato largo. Y es que una vez que la exploramos en consulta vimos que no se trataba de un caso único. El tunante de las fotos se la había preparado gorda.

¿Cómo se ha llegado a producir el bultito? Pues todavía nos lo estamos preguntando (y la dueña también se lo sigue preguntando). O bien pudiera ser por alguna trifulca con algún compi de jaula. O bien podría ser porque la ratita que podéis ver en la foto es taaaan trasto que se haya punzado con cualquier cosa en la jaula.

Se han dado casos de ratas y ratones con más de 2 testículos, pero son casos anecdóticos. ¿Veríamos uno en persona en nuestra clínica?

El caso es que se le había generado un abceso (un acúmulo de pus) en la zona justo al lado del testítulo, que cada vez estaba más inflamado y más grande. Y no queda otra que pasar por quirófano una vez hemos establecido un buen diagnóstico y un tratamiento adecuado.

Este pequeño trasto se había generado un pequeño abceso al lado del escroto izquierdo (ese bultito que véis en la zona).

Y además de pasar por quirófano, también le hicimos la depilación previa… 🙂 . Aunque solo vayamos a arreglar un defecto en piel, es importante tener la zona lo más limpia posible, y delimitar bien el área donde vamos a trabajar. La limpieza y el buen hacer son claves para evitar luego complicaciones.

Una vez preparada para cirugía procedimos a anestesiarla y a arreglar el desaguisado que se había preparado la pobre ratita. Y tras un breve paso por quirófano en las buenas manos de Estefanía, problema resuelto. Aunque el peque tendrá que seguir con medicación unos días más.

Luego mucha limpieza en casa y vigilancia para que no se toque los puntos y en pocos días la tendremos como siempre.

Y es que de no operar estas cosas, al final acaban convirtiéndose en problemas mucho más graves. Porque la infección siempre tiende a extenderse. Y puede pasar a una septicemia (una infección generalizada en todo el cuerpo) que es sumamente grave y potencialmente mortal.

Así que ya sabéis, si veis que vuestra rata tiene bultitos donde no debe, toca visita y revisión al veterinario 😉

Aquí podéis ver a Estefanía operando el pequeño bultito. Podríamos titular la foto como “Concentración y abstracción”, y es que cuando nos ponemos a operar solo existe nuestro paciente y los sonidos del monitor anestésico para saber que todo evoluciona de manera normal. El resto del mundo de repente desaparece 🙂

Como es una cirugía menor y el paciente es tan peque, es suficiente que la zona próxima esté estéril. No hace falta preparar toda la mesa de quirófano, pues no vamos a suturar más allá de piel.

8 abril, 2019 Clínica veterinaria, Exóticos, Novedades y noticias, Pequeños mamíferos

Estamos utilizando cookies de terceros para estadísticas. No se mandará información personal. Más Información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar